Allende el de Arnulfo González… Allende de mujeres hermosas

Tierra de valientes.-

Escribe: Heriberto Robles.-

arnulfo

Arnulfo González, a la derecha, 1924. Foto de la Colección de Enrique Aldape.

Como  a la música se lleva el viento, así el tiempo se lleva los recuerdos, mismos que fueron gratos de una tierra que ha dado grandes hombres que han destacado en la política, en los  deportes y en la música, y que han dado de que  hablar.  De Allende, Coahuila, es hablar de mujeres hermosas, Allende el de Arnulfo González, en mis andares por el mundo,  siempre encontré que en donde se toque música norteña, es clásico escuchar un corrido que prácticamente es un himno al terruño, el corrido de Arnulfo González, hubo y existen personas que afirman que este corrido es de Allende, Nuevo León, nada más falso, es del Allende de nuestros amores, el de mis grandes recuerdos, la patria chica de muchos de nuestros amigos, cantera de grandes hombres y de mujeres preciosas.

 

DE ALLENDE SE DESPIDIÓ

CON VEINTIUN AÑOS CABALES

GRATOS RECUERDOS DEJÓ

AL PUEBLO Y A LOS RURALES

 

El cantor que lleva en el corazón, sus versos que entona con el alma y hace la ofrenda afectuosa de su corazón sensible y su alma apasionada que galopa jadeante sobre un corcel hermoso y guerrero y que le canta a su tierra bajo ese sol luminoso que baña sus nogaleras, así se le  canta a Allende, y que por las noches al son de una guitarra y con sus afinadas voces y protegiéndose del frio con un sarape, pero que sea de Saltillo, le canta a su pueblo con su lira magnifica, y en la visión eterna de sus mujeres las que lleva en las pupilas de sus ojos y en su corazón.

Los recuerdos de hombres que dieron su vida por la patria y por sus principios por eso en los corridos encontramos el alma del pueblo porque como dice el verso.

 

BUSCAD  EL ALMA DEL PUEBLO

ADENTRO DE UNA CANCIÓN

¡MEXICANO QUE NO CANTA

EN MÉXICO NO NACIÓ!

 ARNULFO GONZALEZ

LA TRAGEDIA DE ARNULFO GONZALEZ

Un corrido popular que ya es tradición no solo en México sino en el mundo entero su autor lo es Narciso Zapata Torres, pero según mi fuente informativa existen otros autores, que merecen todo nuestro respeto

 

Ya julio se despidió

Con treinta y un días cabales

Y recuerdos nos dejó

A pacíficos y rurales

 

Vuela,  vuela palomita

Avisa en los minerales

Principalmente a Rosita

Que murió Arnulfo González

Se llevó una cabecita

Al jefe de los rurales.

 

Mucho se ha escrito del corrido de Arnulfo González Muñoz, sobre todo de la valentía de este muchacho, que por defender sus principios de hombre cabal y sincero habría de enfrentarse a un teniente de rurales llamado Braulio García, el cual pertenecía a las fuerzas federales acantonadas en Allende, Coahuila, se decía que había pertenecido a las fuerzas del General Francisco Villa, originario de Chihuahua, su misión en la región era la de mantener la paz y el orden ya que recién terminada la revolución aun existían gavillas de bandoleros que trataban de saquear los pueblos, como el ocurrido un 7 de marzo de 1924 cuando la población de Allende fue atacada por la gavilla de Eusebio Galaviz al frente de 60 bandoleros los cuales fueron rechazados por la caballería a la cual pertenecía el teniente  por esta razón había fuerzas federales para defender los pueblos de la región de los 5 manantiales.

La familia de Arnulfo González, radicaban en el rancho El Pitacoche, cerca de Allende pero ubicado en el municipio de Villa Unión, Coahuila, su padre originario de Nadadores, Coahuila su madre nativa de Allende, siempre dedicados a la agricultura y ganadería eran muy apreciados por la sociedad Allendense, y  era natural que el joven Arnulfo se dedicara también a las labores agrícolas, pero su espíritu inquieto y aventurero el pequeño rancho resultaba muy pequeño para el por lo que pidió permiso a su padre para irse a Rosita, Coahuila a laborar en las minas de carbón,  donde se hizo muy popular entre los mineros y sobre todo con las hijas de los mineros, enterado don Eliseo su padre de tal situación lo regresa a su natal Allende donde habría de encontrar el amor de su vida pero también la muerte.

De su vida en Rosita la vieja en aquellos años todavía no se fundaba la Rosita actual, se le recuerda en el siguiente verso.

YA SE LE ACABÓ LA TROCA

AL CHOFER QUE LA TRAÍA

IBA HASTA LOS MINERALES

IDA Y VUELTA EL MISMO DÍA.

 

LA CAUSA DEL ENFRENTAMIENTO

Como en todos los acontecimientos donde un hombre pierde la vida siempre existen varias versiones y en algunos casos nunca se sabe con fidelidad que fue lo que ocurrió, en el caso del corrido de González, se menciona a una dama que al parecer era novia de Arnulfo González, ella era la señorita Rosario Arellano, a quien como toda mujer hermosa y llena de vanidad se le hizo fácil aceptar los cortejos del teniente, dando lugar finalmente al encuentro de dos hombres con la muerte de donde solo habría un triunfador la muerte.

Unos dicen que fue en la calle donde se encontraron y surgió la discusión, mientras que otros mencionan que fue en una reunión donde se encontraron y salieron las reclamaciones como lo dice el verso

ESTABA ARNULFO SENTADO

Y EN ESO PASÓ UN RURAL

LE DICE ¡OÍGA AMIGO! ¿QUE ME VE?

LA VISTA ES MUY NATURAL

Las pasiones se desbordan y viene el enfrentamiento con el resultado final los dos muertos Arnulfo y el teniente. Dos valientes, un amor, un recuerdo, una lagrima y una mujer olvidada.

Pero como dice mi gran amigo el indio KI KURA  “ASI ES ESTO”.

hrobles52@outlook.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s