fbpx

CANALLADAS A MODO

BAILE Y COCHINO.-

Por Horacio Cárdenas.-

“…váyase preparando, porque canalladas al modo DE Guillermo Anaya, vendrán muchas.”.-

jose.png

Pareciera que la primera condición para ser político, en los tiempos que corren desenfrenados con rumbo a la elección del próximo año para elegir nuevo gobernador del Estado de Coahuila, es la de carecer del más mínimo respeto por la ley, por la electoral y por cualquiera otra que pudieran sentir que les significa un obstáculo en sus pretensiones de convertirse en el siguiente inquilino en la oficina principal del palacio color de rosa.

Ningún caso tiene repetir lo que los partidos políticos han dicho a voz en cuello, lo que sus representantes han llevado al foro del Instituto Nacional Electoral sucursal Coahuila, lo que han dicho entidades públicas, sociales y privadas, según la ley electoral vigente, con todos los asegunes que esto pueda tener, está prohibido hacer campañas políticas anticipadas, entendidas estas como una intención de tomar ventaja respecto de otros contendientes por la misma posición de elección abierta. El sistema político mexicano, que durante más años de los que quisiéramos recordar, se había regido por la regla no escrita de “el que se mueve no sale en la foto”, todo fuera que se convirtiera esto en precepto legal para que todo el mundo se sintiera que le estaban comiendo el mandado, dándole “madruguete”, para autorizarse la licencia de pasarse la ley y sus instituciones por el tristemente célebre arco del triunfo, y hacer cuanto circo, marrullería y teatro se le ocurriera con tal de posicionarse de la mejor manera posible en la carrera por los tan escasos huesos políticos que roer.

Lo predijeron algunos analistas, y se ha venido cumpliendo, que los alumnos más aventajados del sistema político a la mexicana no iban a ser los cachorros de la Revolución, a los que este movimiento político les dio todo y demás, sino los panistas, que desde el momento mismo en el que dieron la espalda a los principios que le dieron origen al Partido Acción Nacional, tomaron lo peor del priísmo, agregándole su afamada doble moral y espíritu emprendedor, y ¡sopas!, auténticos monstruos capaces de pasar por sobre cualquier precepto ya no solo legal, sino ético con tal de hacerse del poder.

De entre estos fenómenos de naturaleza híbrida sueltos en Coahuila con vistas a la renovación de la gubernatura el año entrante, destaca como chiva loca en la proverbial cristalería, Guillermo Anaya Llamas, para quien cualquier medio, e insistimos, cualquier medio es válido, con tal de resultar primero seleccionado candidato a la gubernatura por la dirigencia nacional del PAN, pues vista la cena de negros que se avecina, ya se arrogaron el derecho de ser ellos quienes conduzcan el proceso de designación, y ya luego ungido con la candidatura, ser el siguiente gobernador del estado, en el sueño de opio de finalmente arrancar Coahuila de las garras del priísmo, pues recordemos que pese al disgusto de buena parte de la población y del electorado, en nuestro montón de arena coahuileño nunca se ha optado por la alternancia a nivel de gubernatura.

Como una táctica candorosa, lo que no le quita que también sea bastante sucia, se pudieron calificar aquellos espectaculares en los que supuestamente se reproducía la portada de una revista donde aparecía Anaya sonriendo y presumiendo sus grandes cualidades como gobernante. ¿De veras cree algún coahuilense que una revista seria le daría ese espacio y esa clase de tratamiento a un precandidato?, a lo mejor Memo pero nadie más, suponiendo que de la tal revista hubiera salido más de un número, aparte del de Anaya claro, el medio de comunicación quedaría anulado como cualquier otra cosa que no fuera un recurso de propaganda pagado, algo a lo que pocos se arriesgarían, si es que quieren seguir en el medio… periodístico, no de publicidad, que hay que dejar bien clara la diferencia entre uno y otro.

Pero luego recién esta semana salió otra canallada no muy distinta, aunque todavía de más altos vuelos, señal de que le ha de haber costado bastante más feria al suspiroso precandidato. En el portal López Dóriga digital apareció una nota sin más firma más que la de “redacción”, en la que según se reproduce una encuesta en la que Guillermo “Memo” Anaya aparece como el político mejor colocado entre todos los que suspiran por suceder a Rubén Moreira Valdés en la silla grande del estado. Bajo el título de “Por primera vez en la historia el PAN arriba en Coahuila”, y el subtítulo de “El panista Guillermo Anaya sería el candidato mejor posicionado para ganar la gubernatura”.

La encuesta, que se nos hace que fue manufacturada a modo, y en la que aparecen las siglas “GCE”, asociándola o queriendo hacerlo al Gabinete de Comunicación Estratégica, pero sin citarlo como fuente, habría recabado la opinión de mil doscientos ciudadanos, quienes habrían mencionado que Guillermo es el más conocido de entre todos los grillos que andan en la brega con un 61.6%, por encima de Miguel Ángel Riquelme que pese a aparecer en los medios mañana, tarde y moda, tendría un 43.9%, Jericó Abramo que con todo y sus estrategias mediáticas apenas tendría un 38.7, por encima de Isidro López que tendría un 38%, y para que quede claro quien está pagando la encuesta, Luis Fernando Salazar y Silvia garza tendrían 7.9 y 7.5% respectivamente.

¿De veras cree alguien que un personaje tan grisáceo como Anaya es más conocido que Riquelme o Jericó?, hasta Guerrero tiene su cartel, y no olvidar a Armando Guadiana que también ha dado lo suyo que hablar, para los fabricantes de encuestas pagados, solo se incluyen los seleccionados de entre la baraja con los que se quiere medir el cliente.

Ahora respecto de la segunda pregunta, la de la opinión, entre panistas te veas, el 64.2% tiene muy buena/buena opinión de Guillermo Anaya, solo superada por Silvia Garza, con un 70.1%, pero que con su 7.5 nomás no pintaría para la candidatura.

Ya la tercera pregunta es el colofón de esta farsa hecha al modo de Anaya, pues según la pretendida encuesta ¿Cuál cree que sea el mejor personaje para representar al PAN en las próximas elecciones?, el buen Memo tendría 40.9% el triple que Isidro a quien graciosamente le concede un 13.2 y Silvia un 11.4, y de allí para abajo. Desde nuestro punto de vista, Coahuila se las vería negras si llega a ser gobernado por un cuate que de entrada se siente “personaje” por encima de político, servidor público, militante partidista o cualquier otro calificativo, de “personaje” a “famoso” a déspota, no hay mucho que recorrer.

Esto apenas comienza, por lo pronto váyase preparando, porque canalladas al modo Anaya, vendrán muchas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Powered by WordPress.com. Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: