18 años cumplidos

BAILE Y COCHINO.-

Por: Horacio Cárdenas Zardoni.-

congresos6

Oiga, que buena onda lo de que en el Congreso del Estado Libre, Independiente y Soberano del Estado de Coahuila de Zaragoza quiera sacudirse la polilla, e incorporar entre sus filas a mozalbetes y mozalbetas de 18 años cumplidos, para que desde chiquitos puedan comenzar a gozar de las mieles de vivir del presupuesto sin realmente despeinarse mucho, sobre todo cuando llegan de caballito por la vía plurinominal, y no tienen que gastar huarache, en el caso de los jovenazos y jovenazas, quemando sus Nike Air, o ya muy de perdis, sus Crocs, pero de los originales, no piratas chinos comprados en la Liverpulga. Ahora con la reforma de ley, los hijos de Papi podrán brincar del presupuesto familiar al presupuesto gubernamental, sin tener que tocar baranda, en lo que para las dinastías políticas, de las que acá en Coahuila hay muchas, es un sueño hecho realidad, porque una vez p

A eso se llama inclusión, señoras y señores, los estimadísimos diputados de las sucesivas legislaturas habían estado haciendo su chamba de abrir la sociedad coahuilense a fuerzas, en algunos asuntos de lo más espinosos de la agenda social en estos tiempos que corren, finales de la edad media, cuestiones como el aborto, como el matrimonio entre personas del mismo sexo, como la reforma al código civil, que permite ahora cambiar su acta de nacimiento para poner el nombre y el género con el que cada quien se identifica, y no como el oficioso secretario de la oficialía del registro civil se lo plantó nomás por ver si lo traían envuelto en una cobijita rosa o de color azul celeste.

Aunque les duela a quienes se les atoren esas cosas, Coahuila es uno de los estados donde a las minorías se les da su lugar, que tampoco nos hagamos, no es que esto sea por linda gente que es el gobierno o para demostrar las legislaturas que son retetrabajadoras, después de todo allí hay un montón de otros temas que son mucho más importantes que los que se han ventilado y medio resuelto, pero esto de darles por su lado a los grupos minoritarios por un lado sirve para distraer la atención de lo verdaderamente trascendental, y por el otro libera presión social, y además consume tiempo legislativo, que por andar el congreso ocupado con simplezas, lo otro sigue sin ser atendido. Coahuila se ha convertido en un estado donde se protege a los familiares de desaparecidos, a las personas transexuales, a los migrantes, solo falta que a la gente que es estrictamente promedio, la que no roza ningún extremo de nada y por nada, también les haga justicia la revolución.

Pero bueno, de las últimas grandes ideas que se le han ocurrido a los partidos políticos, a los políticos de los mismos que aterrizan en blandito en el congreso, encariñándose con todo lo que trae de prebendas el ser “representantes populares”, está la de la inclusión en función de la edad, algo que no debería haber sido motivo de discusión ni propuesta de modificación de leyes, sino algo natural, algo de hecho, porque como sabemos, y mientras no cambien las tendencias ni la estratificación de la pirámide poblacional, México es un país preponderantemente de jóvenes, siendo injusto que este segmento tan amplio e importante de la población,  no esté debidamente representado, por lo que nos toca, en el congreso de Coahuila.

Bueno, ya hay avances significativos en cuanto a la paridad de género, creo que hasta hay o había más mujeres que hombres en esta legislatura, lo cual no deja de ser novedad, faltaría la representación del sector LGBT y todas las demás letras del alfabeto que se cuelgan de esta fórmula básica, y que según cálculos que sonroja a muchos mencionar, alcanzaría un 10 o más por ciento de la población, que habría que tumbarle a los hombres y mujeres. Está lo de los jóvenes, y no estaría de más dejarle un huequito a los veteranos… a ver ¿Quién fue el último diputado de más se setenta años en el congreso?, si no nos equivocamos Eliseo Mendoza Berrueto ¿y antes, y después, cuántos?, pero creemos o queremos creer que los diputados adultos se ocupan de la representación justa, correcta y respetuosa no solo de los ciudadanos de la tercera edad, sino también de los de la primera, que nada más falta que al rato quieran que el parlamento infantil forme parte de la legislatura legalmente establecida.

Pero regresando a lo de los diputados de 18 años, jovencitos y jovencitas en edad de merecer, que se convertirán por la vía de la elección directa o diferida, en los solteros más cotizados de todo el estado, ¿y cómo no, con una dieta de más de lo que gana Andrés Manuel López Obrador, y por levantar el dedo?, pero no se crea que esto de los diputados imberbes es cosa hecha, el problema no es en la elección, ya ve como son los electores que se vuelcan por caras bonitas, tampoco en el INE o su sucursal el IEC, el problema va a estar en los partidos políticos, porque a ver: ¿qué militante con veinte o treinta años de talacha partidista, de trabajo de base, que durante décadas ha esperado ser tenido en cuenta para una nominación, va a ver con buenos ojos que la candidatura se le conceda al interior del partido a un jovencito que todavía huele a talco, que no sabe cuántas colonias o ejidos hay en su distrito, que no ha leído siquiera los estatutos, las plataformas y los discursos que el otro se devanó los sesos escribiendo y debatió a grito pelado y hasta trancazos para que fueran votados y aceptados?

Si como lo tecleamos líneas arriba, esta propuesta de modificación es una intentona de los Papis, ya no solo del PRI sino de todos los partidos, porque sus hijos no tengan que sudar por sus primeras posiciones de poder, quieren darles la oportunidad de entrar a la política por la puerta grande, ¿Qué importa que se lleven de encuentro a generaciones de militantes y dirigentes?, para los que están arriba en el gobierno y en los partidos que son su vivo reflejo, todos son meras piezas en el tablero de ajedrez, sacrificables cuando haga falta, y más cuando de lo que se trata es de acomodar a los juniors de uno y otro sexo, quienes llevarán la frescura de su juventud a la legislatura, y mientras los otros diputados están arengando y debatiendo, pueden aprovechar el tiempo haciendo sus tareas de la prepa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s