Narro: se agota el tiempo, y el dinero

BAILE Y COCHINO.-

Por: Horacio Cárdenas Zardoni.-

narros5

En las instituciones educativas suelen añorar que llegue a su dirección o su rectoría alguien con larga trayectoria académica, alguien que conozca la realidad de lo que pasa en el salón de clase, que trate con los alumnos y que forme parte de la planta docente o de investigación, para que esté empapado de los avances científicos y tecnológicos, y sobre todos esos elementos, pueda formular planes que de veras funcionen para transformar las universidades. Estos añoros van acompañados siempre de la crítica a los burócratas, y peor, a los políticos que logran incrustarse en la administración de las instituciones, gente que jamás ha dado una clase, que no respeta los logros de los maestros, que no vive la cotidianidad, muchas veces difícil, de los alumnos, porque vive dedicado a atender asuntos desde la comodidad de su escritorio.

¿Pero qué pasa cuando un académico logra colarse en la boleta electoral, y resulta ungido para el máximo puesto en la administración?, pues resulta que más temprano que tarde muestra el cobre, siendo este su absoluto desconocimiento de cosas tan elementales, tan dadas por un hecho, como la contabilidad, los presupuestos, las deudas, los compromisos financieros, los gastos irreductibles como la nómina y los servicios básicos, y que después de que tiene todas las barajitas en la mano, se da cuenta de que ser rector no es tan fácil como parece, si lo que pasa es que como son burócratas o políticos, lo primero que aprenden es a que no los traicionen los nervios, por muy peliaguda que está la situación, hay que mantener la apariencia de calma y la sonrisa, porque en el momento en el que dejan traslucir sus preocupaciones, comienza la debacle, más o menos lo que ha venido pasando en los últimos meses en la Universidad Autónoma Agraria Antonio Narro.

Y el lector se preguntará ¿otra vez vas a escribir sobre la Narro, pues qué te han hecho los buitres, o de veras no tienes otro tema del que escribir?, temas, hay, por supuesto, pero si nosotros no damos seguimiento a la situación y condiciones administrativas de la Universidad Agraria, nos tememos que nadie lo va a hacer, y ya entrados en gastos, que se la va a llevar Pifas y no va a haber quien pueda explicarle a los afectados, a  los muchos afectados, qué es lo que pasó, y como se llegó a ello.

La última declaración del rector de la Narro no tiene desperdicio, Mario Vázquez Badillo, académico él, que presume y demuestra a cada momento no tener nada de político, dijo en días pasados que fueron más de 126 proyectos de investigación los que se vieron afectados por los 66 días que duró la huelga del sindicato de trabajadores administrativos, quienes necios con exigir un aumento salarial… que no les dieron, y un bono, que no les duró más del primer tanque de gasolina a los que no tienen vales, provocaron indirectamente que aquellos proyectos de laboratorio que tienen que ver con cultivos vivos, se echaran a perder.

Como dicen los clásicos, de nueva cuenta Mario se dio un escopetazo en el pie, pues todo el trabajo, la larguísima negociación con el sindicato administrativo, para a las primeras de cambio, salir a echarles la culpa de lo que se perdió y que habrá que comenzar de cero en aquellos proyectos que no se puedan recuperar.

Los administrativos, no políticos pero sí grillos, plantearán el dilema ¿qué es más importante, el derecho laboral o unas pin… cajas de Petri?, hombre si a estos no les importa que los alumnos pierdan su derecho a educarse, lo de los cultivares les vale lo que se le unta al queso. Lo que sí les incomoda es que el rectorcito se los saque a relucir… otra vez.

Ah, pero es que Vázquez le pone precio, las pérdidas según su docta apreciación, llegan a cuarenta millones de pesos, entre lo que se echó a perder, lo que hubo que desembolsar en el traslado de los alumnos a sus lugares de origen para que no sufrieran fríos y hambres con motivo del movimiento huelguístico, el gasto extra que habrá que desembolsar para el pago de los salarios caídos, y muchas otras cosas que, académicos como son, apenas comienzan a contabilizar. En estos tiempos que corren de la cuarta transformación, y desde antes, mínimo un par de sexenios, son pocos los que podrán presumir de tener cuarenta millones de pesos en la bolsa, para atender imponderables, estamos ciertos que la Narro no los tiene.

Hemos traído a colación cada mes, desde marzo, la declaración del rector Mario Vázquez hecha por allá en el mes de febrero, que las condiciones financieras de su institución era críticas, y exhibiendo los papeles, dijo a los cuatro vientos que el fondo de pensiones contaba solo con 32 millones de pesos, mismos que a razón de tener que cubrir pensiones por un monto de cinco millones al mes, más o menos para el mes de julio, estaría agotado, viéndose la universidad imposibilitada de seguir pagando las pensiones a sus extrabajadores. Si no nos equivocamos, y luego de pagar las pensiones de marzo, abril y mayo, al fondo le estarían quedando ahorita unos 17 millones de pesos. Bueno, eso si no consideramos que alguien haya pensado como justificado el echar mano de ese dinero para solventar alguno de los gastos de la huelga… con lo que habría todavía menos dinero, pero no pensemos mal, déjelo en los 17 millones, que son sagrados, o así deberían estar catalogados para la Narro y para cualquier institución que tiene jubilados.

¿De dónde va a sacar la UAAAN los cuarenta millones de pesos para dejar a la institución como estaba, es un decir, antes del día del estallamiento de la huelga?, a como ha estado la federación enviando a cuentagotas los recursos para todas las dependencias que tiene por todo el país, especialmente las del sector educativo, dudamos que les haya depositado el cheque con todo aquello que necesitan para enderezar el barco, tampoco creemos que el gobierno del estado, con sus propios problemas económicos y habiéndose visto obligado a servirle de salvavidas a las universidades, prepas y Cecytecs a los que el gobierno federal tiene en el olvido, en lo que a entrega de recursos se refiere, de plano que con Finanzas del Estado no cuenten.

El gran plan lanzado por el rector Vásquez en aquel febrero era que se pusieran de acuerdo la federación y el estado, y le quitaran el peso de las pensiones a la Narro, que pobrecita, no puede con ellas. Si lo oyeron, se rieron, y si no lo oyeron, pues lo casi cierto es que nadie ha movido un dedo, ni en la Secretaría de Hacienda, ni en Finanzas acá, ni en la tesorería de la Narro para ver ¿Qué van a hacer a partir de julio?

Por lo pronto a ver de dónde sacan dinero para la nómina quincenal, para reparar todo lo roto, para traerse a sus alumnos de regreso, todo con cargo a los recursos universitarios, ya cuando truene el cuete de las pensiones, decidirán que hacer… si es que alguien decide algo… si es que alguien hace algo…

Un comentario en “Narro: se agota el tiempo, y el dinero

  1. Pongase a investigar el porque fue la huelga no fue por pedir un incremento salarial o un bono como dice, fue porque el Ser. Rector quizo implementar un contrato B, el cual mutila los derecho de los trabajadores, de igualmanera el trabajador no es el que esta sangrando la nomina como se dice, dentro de los trabajadores avemos ingenieros capaces de dar cualquier clase, con lo que paga la universidad a u academico puede pagarle a 10 trabajadores, ya que sueldo de un academico más compensaciones nomas reciben la jugosa compensacion de casi el doble de su sueldo en cambio un administrativo, con 2100 pesos cartocenales no creo que sea la causa de la quiebra de la universidad y si a prestaciones se refiere hay algunas que son deducciones de nuestro salario, ojo pongase a investigar no hablar a lo pendejo, el quebranto y perdidas de proyectos no es por la huelga es por los malos manejos de las administraciones pasadas y que se van tapando unos a otros si no digale al rector que hace un asesor como el Dr. Eladio, que solo se mocho la cabeza con su astuta auditoria, que hace un secretario general en su administracion que ni si quiera es egresado de la uaaan, la otra esque no se han puesto a pensar que se ahorro mucho mas dinero de lo que supuestamente se gasto ya que en otras huelgas el transportar a los alumnos no llegas mas que a los 5 millones y no los que el actual rector esta publicando, echenle numero para mantener a disque estudiantes cuanto se gasta por dia para los comenzales, el rector aalias el “queko” Luis alberto Uribe, en su momento a la comunidad universitaria les hiba imponer el reglamento de que para tener derecho al servicio de comedor tenias que estar becado ya que hay mucho que son alumnos irregulares, que supuestamente vienen a estudiar pero cada fin de semana vez el internado tapizado de vidrios de embases de cerveza esos son los grandes agronomos de hoy que prepara la UAAAN.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s