fbpx

¡Con esas hijitas!

restaurante

En cristiano

Escribe: Juan Alberto Jaubert

Vivir en el Distrito Federal es complicado y asistir a un restaurante de moda, sin tener la precaución de haber hecho una reservación previa, se puede convertir en una espera de muchos minutos, lo que ocasiona que si no te han educado correctamente, se prenda la mecha del carácter llegando a tener episodios de ira, lo que nos lleva a tomar malas decisiones que pueden a llegar a perjudicar a nuestros seres queridos.
Eso fue lo que paso cuando no le asignaron mesa a la hija del titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Humberto Benítez Treviño, la que amenazó con cerrar el restaurante y envió a inspectores de esa dependencia para clausurar el local, denominado Máximo Bistrot, ubicado en Tonalá 133 de la colonia Roma.
Llegó la joven acompañada de una amiga sin tener reservación, el viernes pasado, aproximadamente a las 15:00 horas, como el negocio estaba lleno, se le pidió a la cliente que esperara para darle una mesa, relató la dueña del restaurante, quien agregó que a la media hora se desocupó una mesa afuera pero tuvieron que asignarla a unos comensales que ya la habían pedido con anterioridad.
La señorita se molestó porque dijo que también quería una mesa afuera, explicó la propietaria, se le indicó a la inconforme que se le podía ofrecer una mesa adentro pero la rechazó, luego amenazó con que su padre era el mandamás de la Profeco y que mandaría inspectores a clausurar el lugar.

Después la joven se retiró y dos horas después se presentaron tres inspectores de la Profeco quienes colocaron tres sellos de clausura en el restaurante por supuestas anomalías en el sistema de reservaciones y el mezcal que ahí se ofrece.
El argumento para la clausura era que el mezcal sólo puede tener una especie de agave, el espadín, y que en la carta se ofrecían otro tipos de agaves, además que en la entrada no había un aviso de cómo se toman las reservaciones y el tiempo de espera para acceder a una mesa.
Los inspectores comenzaron a poner los sellos pero uno de ellos empujó a un comensal mientras lo hacía, lo que provocó el enojo de éste. Enseguida los demás clientes se molestaron y empezaron a grabar con sus celulares a los servidores públicos, quienes decidieron irse, luego el personal del restaurante y los comensales salieron tras ellos pero los verificadores se encerraron en su camioneta para evitar hablar con elementos de la Policía capitalina que en esos momentos llegaron al lugar y luego arribó la caballería, los infalibles abogados de la Profeco y los inspectores salieron del vehículo y amenazaron a la dueña del local, advirtiéndole que ahora sí a ver de a cómo nos toca.

Finalmente la diligencia terminó en la calle y los sellos se clausura permanecerán en el restaurante hasta que se subsanen las supuestas faltas reportadas por los verificadores de la Profeco, influyentismo puro o no, pero más tardaron en acabar su diligencia cuando en las redes sociales les llovió, pero en serio, el hashtag #LadyProfeco se convirtió en «tema del momento» en la red social Twitter en México, en donde tunden a Andy Benítez, hija menor del titular de la Profeco, Humberto Benítez Treviño, luego de revelarse que amenazó con clausurar un restaurante de la Ciudad de México.

Ayer, Andy Benítez (@AndyBenitezz) mandó cerrar, y casi lo logra, el restaurante Maximo Bistrot, porque no recibió mesa.
«En el vergonzoso caso de la hija del titular de Profeco está la visión patrimonialista que muchos priistas tienen del poder», dijo el diputado federal del PAN, Fernando Rodríguez Doval (@ferdoval).
Guadalupe Acosta Naranjo (@acostanaranjo), miembro de la dirección nacional del PRD, anotó: «Esa #LadyProfeco no andará de infiltrada y con capucha clausurando la rectoría de la UNAM??».
El catador y escritor @alonruvalcaba anota: (por cierto, a pesar del susto y la impresionante naquez de la morra esa, @MaximoBistrot está abierto hoy, con normalidad.)
Carlos Martínez (@carlosmartinezv), quien se presenta en Twitter como comunicólogo dice: «Las disculpas de #LadyProfeco la redimen de su actitud. Falta la explicación de la aplicación discrecional de la ley. Digo».
Asimismo, @Pepe_Escobar_ anota: «Sr. Pres. @EPN ¿se vale que la prepontente hija de @HumbertoBeniTre @AndyBenitezz mande clausurar restaurantes? @profeco deplorable actitud».
«Ojalá aprendas que no importa hija de quién seas, tienes que esperar una mesa como toda la gente. Tu berrinche está del asco», dice Cecilia Gandarilla @ChitaraG.
Hay otros más explícitos, pero no vale la pena reproducirlos, espero que el señor Procurador, haga lo correcto y si no renuncia, por lo menos de la cara por su hijita.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Powered by WordPress.com. Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: