Pánico

LA QUIMERA DE PEP.-

Escribe: JL Cuevas.-

anaya5

Faltan menos de dos meses para la elección presidencial, el vértigo incrementa y la presión es cada vez más fuerte.

Si fuera un partido de fútbol, tendrían los técnicos que estar pendientes de la estrategia: seguir con la misma o comenzar a hacer los cambios necesarios para mantener o remontar el actual resultado.

Dos semanas después del debate, se van acomodando las preferencias y parece que Anaya suma, mientras el no priista abanderado del PRI, Meade, se mantiene en la tercera posición y sin tierra a la vista, no se ve cómo levantar; el costo de relegar al ex secretario Chong, está siendo muy alto. AMLO parece que entendió lo que tenía que ejecutar, serenarse; no entrar en polémicas, ni permitir que le saquen de sus casillas. Para Anaya sería muy muy cómodo llevarlo al terreno en el que mejor se desenvuelve: el conflicto directo, la confrontación y el debate. No es un terreno que Andrés Manuel desconozca, tiene el colmillo suficiente para darle batalla, sin embargo, no le conviene. Una de las cosas que más le ha funcionado es predicar la paz y el amor, desde el famoso Slogan AMLO y hasta la república del amor.

El terreno de la hostilidad es uno de los campos favoritos de la política mexicana, algunos le dirán guerra sucia, pero se ha demostrado en los últimos dos procesos presidenciales que es más importante detractar el de enfrente que proponer para construir. Se nos empuja al precipicio de elegir al “menos peor” y vaya si, aun así, nos hemos equivocado. La ausencia de proyectos incluyentes visionarios y de futuro ha sido la gran laguna; y así es como cada seis años nos quieren vender la idea de reinventar el país.  Necesitamos una visión que contemple continuidad y no un reset cada sexenio.

Decía el escritor Gógol que “el pánico es más contagioso que la peste y se comunica en un instante” cierto ¿o no? Siendo este uno de los grandes fenómenos desatados en épocas altas de la política y potenciado por la velocidad y el alto alcance de las redes sociales.

¿Y hasta cuándo habrá algo certero por parte de los candidatos respecto del caso de los jóvenes cineastas? Bueno, es que ahí nadie te va a sacar a en hombros ni te va a besar la mano, como a los mesiánicos les gusta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s