fbpx

Protegió Fraustro Siller a Rubén Moreira; escondió informe de empresas fantasmas

*** El ahora Secretario de Gobierno ordenó a ASE realizar una auditoría y decidió guardar los resultados.-

*** Se detectaron pagos por 410 millones de pesos a 13 negocios inexistentes.-

fraustro3
José María Fraustro Siller, derecha, protegió la salida de Rubén Moreira, izquierda, cuando fue líder del Congreso, hoy es secretario de gobierno de Miguel Riquelme, al centro.

Saltillo, Coah., 08 de enero 2018.- José María Fraustro Siller, actual Secretario de Gobierno de Coahuila protegió, desde su cargo de presidente de la Junta de Gobierno del Congreso del Estado, al ahora exgobernador Rubén Moreira Valdez quien habría ordenado el pago de 410 millones de pesos a 13 firmas fantasmas.

De acuerdo con la Auditoría Superior del Estado, el Gobierno de Rubén Moreira hizo esos movimientos financieros durante el 2016.

Al enterarse del resultado de la auditoría realizada, Fraustro Siller ordenó ocultar durante meses estos hechos pese a que la ASE lo entregó al Congreso desde el pasado 7 de agosto del 2017 y fue hasta el 28 de diciembre cuando las cifras se publicaron en la página web.

La ASE determinó que el Gobierno de Rubén Moreira incumplió en 136 ocasiones con la Ley de Adquisiciones y en 179 casos más encontró pagos irregulares que la administración estatal no pudo comprobar. «Como resultado de la Auditoría ASE-10009-2016 se desprenden observaciones que contienen hechos en los que se advierten irregularidades», señala Armando Plata en su informe dirigido al ahora Secretario General del Gobierno de Miguel Riquelme.

La auditoría indica que falta comprobación o documentación e información porque los presentados son insuficientes para su justificación integrada en 179 observaciones por un valor de 410 millones 061 mil 771.56 pesos».

Ya con anterioridad, el 26 de septiembre de 2016, Grupo REFORMA publicó facturas por unos 200 millones de pesos que el Gobierno de Coahuila pagó a 12 empresas que no estaban en el padrón de proveedores, no tenían página de internet, y daban domicilios falsos o ubicados en bodegas abandonadas o vecindades de la Ciudad de México, Saltillo y el área conurbada de Monterrey.

Tras esa denuncia, el Congreso de Coahuila aprobó un punto de acuerdo para pedir a la ASE investigar los pagos realizados a esas empresas, a las que se les pagaron algunas bolos infantiles, piernas de pollo, huevos y cobijas.

Entre las empresas fantasmas que recibieron pagos millonarios se encontraban: Grupo SJ3, Centro de Especialidades Corporativas, que vendió publicidad millonaria en blogs «desconocidos»; Consultora Murano, Consultorías Bardo, Asha Consultores, Nuberia Comercial, y Riviera Álamo, ésta última ligada a la entonces Secretaria de Infraestructura, María Esther Monsiváis y una de las principales beneficiarias de estos pagos.

El total de recursos pagados a las empresas fantasmas, de acuerdo con el informe de ASE, fue de 410 millones de pesos 061 mil 771.56 pesos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Powered by WordPress.com. Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: