“Corrupción que mata” retoma crímenes masivos de Allende y Piedras Negras

*** Fundación denuncia participación de funcionarios de Coahuila y exige una respuesta internacionalizada.-

allende3.JPG

Ciudad de México., 03 de mayo 2018.- La fundación Open Society Justice Initiative exigío una respuesta internacionalizada a los crímenes ocurridos en Allende y Piedras Negras, donde murieron cientos de ciudadanos.

Durante la presentación del segundo informe que revela los crímenes cometidos en dos masacres de Coahuila, la fundación sostuvo que en esas acciones criminales participaron  funcionarios, se vieron involucrados  o bien no actuaron durante su gestión.

“El reiterado fracaso de las autoridades mexicanas para investigar y procesar adecuadamente crímenes atroces está íntimamente ligado a la corrupción endémica, y requiere una respuesta internacionalizada”, subraya el informe elaborado en conjunto de ocho organizaciones mexicanas de derechos humanos, que fue titulado, “Corrupción que mata” y sostiene que “la participación y el apoyo internacional serán esenciales para combatir la obstrucción política y los intereses partidistas que actualmente incapacitan al disfuncional sistema de justicia en México.”

En el documento se propone además la creación de un mecanismo de rendición de cuentas basado en el país, con expertos nacionales e internacionales que tendría un mandato de investigar de forma independiente y cuando sea necesario, perseguir crímenes atroces y actos de corrupción relacionados con estos crímenes.

Examina dos de los episodios más brutales perpetrados por los Zetas en Coahuila durante el auge de ese grupo: el asesinato de aproximadamente 300 hombres, mujeres y niños en el municipio de Allende y otras localidades cercanas; y la desaparición y asesinato de un estimado de 150 personas dentro de la prisión estatal de Piedras de Negras durante el período 2009-2012, cuando esta prisión sirvió como un centro de operaciones de los Zetas.

Asegura que la colusión de funcionarios públicos con el crimen organizado en la perpetración de crímenes atroces y los vínculos con autoridades de alto nivel, ponen en duda la capacidad del gobierno mexicano para investigar y perseguir de manera independiente estos crímenes.

“Corrupción que mata” da seguimiento a informe presentado en 2016 por Open Society Justice Initiative, Atrocidades innegables, publicado junto con cinco organizaciones mexicanas de derechos humanos, que encontró una base razonable para creer que las fuerzas federales mexicanas y los miembros del cártel de los Zetas perpetraron crímenes de lesa humanidad.

El informe también examinó por qué ha habido tan poca rendición de cuentas por estos crímenes, y concluyó que la obstrucción política en múltiples niveles era el principal impedimento.

Sin embargo, no se dieron a conocer los nombres de los funcionarios que de una u otra forma participaron en esos asesinatos masivos, aunque los investigadores afirman que tienen los datos concretos de quienes, de una u otra forma son corresponsables de esos hechos sangrientos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s